El día 6 de octubre la ciudad de San Cristóbal de La Laguna perdió una pequeña parte de su historia viva con el fallecimiento de D. Veremundo Morales Cruz, al que la Real Sociedad Económica de Amigos del País de Tenerife (RSEAPT) le dedica hoy, 14 de octubre, día en el que cumpliría un siglo de vida, este pequeño y sentido repaso de su trayectoria y contribuciones a la RSEAPT, a modo de homenaje.

D. Veremundo Morales Cruz nació el 14 de octubre de 1915 en Icod de los Vinos (Tenerife); así consta de puño y letra en el currículum entregado en la Secretaría de esta Institución con motivo de la preparación del Boletín de la Entidad correspondiente al año 2007, en el que aparece publicado parte de su inventario, en concreto pinturas y grabados. Dicho documento se conserva en su expediente personal y que a continuación transcribimos:

"Los tres primeros años del Bachillerato en una Academia particular, el 4º en el Colegio Tinerfeño-Balear en Santa Cruz de Tenerife y los dos últimos años en el Colegio Libre Adoptado, patrocinado por el Ayuntamiento de Icod. En este último, un Tribunal de Profesores del Instituto de La Laguna se desplazaba en las convocatorias del mes de junio a Icod para los exámenes, en cambio para la de septiembre había que hacerlo en el propio Instituto.

El curso 1932-1933 lo hice por mi propia decisión en casa, preparando el Ingreso-Oposición del Magisterio, según el Plan Profesional implantado por el Ministerio de Educación y Ciencia del Gobierno de la 2ª República en 1931 de su proclamación (sic). Constaba de 4 cursos, los 3 primeros, con ampliación de los estudios de Bachillerato superior a los que sumaba los especiales de Pedagogía General y su Historia, Didáctica, Psicología y Paidología. El 4º era de Prácticas en escuela. Superado éste, en que se cobraba haberes, se obtenía la propiedad de la Escuela elegida por orden de méritos académicos. Era un plan riguroso y restringido por cuanto las plazas a cubrir se limitaban según las necesidades. Así, de los 5 cursos, el mío el 4º, sólo disponía de 19 plazas, que fue el más. Se da la circunstancia que una de las pruebas de Ingreso había que desarrollar un tema libre escrito. Yo recuerdo el que nos tocó: “Cómo puede coexistir la libertad y la democracia en una sociedad tan bien organizada”. Este ejercicio no había texto para prepararlo pero se aconsejaba leer muchos periódicos en sus editoriales y un buen libro de Ética, Moral y Derecho.

Mi actuación profesional transcurrió en 3 centros: en Villa de Mazo más de 19 años, en Taco (La Laguna), 2 escasos, como consecuencia de haberme propuesto el Obispado de Tenerife para dirigir la Escuela Preparatoria del Seminario Diocesano en que me jubilé voluntariamente en el último semestre de 1981, con 20 años a su frente. De las 3 que tuve no sabría diferenciar cuál fue la mejor en sentirme a gusto, con todas ellas tuve mucha suerte para conservar gratis vivos recuerdos.

Mi estancia en Mazo tuvo la particularidad de desarrollar una capacidad de trabajo que, aún hoy, me asusta que la resistiera por cuanto en las horas extraescolares atendí mi propia Escuela, una Academia de preparación de Bachillerato y Magisterio que creamos mi mujer y yo en los primeros años de la década de los 40 y como, si fuera poco, cargando con una sacrificada tarea de regir su Ayuntamiento por menos de 2 años, que si no me lo quito de encima acaba conmigo en un manicomio. Me di cuenta de que lo “político” no me atrae nada. Y a pesar de que removí cielos y tierra, con cartas y más cartas, incluso dirigida al Ministro de Gobernación, no tuvo mejores éxitos. Total, que no tuve más remedio que solicitar un traslado a Tenerife que no deseaba, por cuanto mi estancia en Mazo, no pudo ser mejor, con tantas satisfacciones plenas. Y como si fuera poco, a los 2 meses de mi traslado, la Corporación Municipal por unanimidad me concedió el honroso título de “Hijo Adoptivo”, que para mí fue toda una sorpresa muy agradable. ¡Por lo visto no me porté tan mal!”.

act don veremundo2Currículum. Manuscrito. 2008

 

Su vinculación con la RSEAPT se inició a los 59 años, cuando fue propuesto como socio de la entidad el 10 de febrero de 1975, por D. Ruperto Pozuelo y D. Juan Régulo. Esta propuesta fue aceptada por unanimidad, siendo efectiva la admisión por Junta de Gobierno de la misma el 25 de marzo del citado año.

act don veremundo3Expediente personal de socio de Veremundo Morales. 1975

 

act don veremundo4Documento de Propuesta de Socio. 1975

 

El 17 de febrero de 1997, según consta en el Acta de la Junta General, inicia su actividad como miembro activo de Junta de Gobierno, ostentando el cargo de Conservador. En Junta similar, celebrada el 25 de enero de 1999, a instancias del Director D. Sebastián de la Nuez y con la unanimidad de los asistentes, se aprueba el inicio del expediente de Socio de Mérito en agradecimiento a su labor de confección del inventario del Patrimonio de la Sociedad; siendo en la Junta de Gobierno del 27 de septiembre cuando se confirme la propuesta. En el acto de celebración de la onomástica de San Carlos Borromeo (patrón de la RSEAPT) el 9 de noviembre de 1999, se le hace entrega del título de Socio de Mérito.

act don veremundo5

act don veremundo6Acto de la Festividad de San Carlos Borromeo. 1999.

 

En el año 2010, en la Junta de Gobierno celebrada el 23 de septiembre, el Director D. Andrés de Souza propone iniciar los trámites necesarios para la concesión del título de Socio de Honor. En la Junta General del 24 de noviembre se acepta la propuesta.

act don veremundo7Acto de la Festividad de San Carlos Borromeo. 2010

 

Durante un largo período D. Veremundo se encargó de realizar de forma rigurosa y con gran meticulosidad el citado inventario del Patrimonio mueble de la Institución, que él denominó “los curiosos objetos propiedad de esta Real Sociedad”.

act don veremundo8Documentos del Fondo VMC.

 act don veremundo9Detalle de la descripción de una plancha metálica de imprenta de la RSEAPT.

 

act don veremundo10Documentos manuscritos. Fondo VMC

 

De este proceso se conservan sus fichas, en las que realizaba sus particulares anotaciones, que forman parte del fondo documental de la institución desde hace unos años. El citado inventario empieza con el encabezado “Introducción al Nuevo Catálogo del Inventario de la R.S.E. de A. del P.” (sic), seguido de la descripción de las distintas piezas.

act don veremundo11Documentos del Fondo VMC

 

Todos son documentos de su puño y letra, muchos realizados sobre hojas de “Saludas” de la propia Institución, facturas y pequeños papeles recortados que reutilizaba y que se encuentran agrupados según las características de los objetos inventariados. Estos textos se encontraban guardados en sobres de correos enviados a su domicilio, por este motivo nos encontramos con algunos procedentes del Ayuntamiento de la Villa de Mazo y de entidades bancarias, entre otros.

Los documentos describen las piezas clasificadas por tipología: por un lado los grabados, por otro las pinturas, las medallas, monedas, fotografías, minerales, malacofauna, etc. elaboradas con rigor y con información detallada y muy meticulosa, aportando numerosos datos que complementan y enriquecen el inventario. El fondo documental está compuesto por una unidad de instalación con 77 carpetillas con un total de 335 documentos, y 12 sobres en donde se guardaban los mismos.

act don veremundo12Sobres en donde se conservaban los documentos

 

act don veremundo13Planchas con textos descriptivos de D. Veremundo

 

Gran amante de la Historia, colaboró en la organización del archivo de la Parroquia de Santo Domingo de Guzmán, además de escribir una «Introducción para una posible Historia de la Villa de Mazo» y «Entre el entusiasmo y la ilusión» en el Programa del Corpus Christi de Mazo del año 2002. Además redactó sus memorias bajo el título «Recuerdos de una persona normal».

Como hemos visto y comprobado en numerosas ocasiones,  los socios que lo conocieron, así como los distintos componentes de las Juntas de Gobierno y el personal laboral de la RSEAPT a lo largo de estos años, D. Veremundo ha sido un socio ejemplar, fuera de lo común, preocupado no sólo por la conservación del Patrimonio de la Institución sino por su funcionamiento y su papel integrador en la sociedad con la que convivió. Y ante todo fue un amigo  y  una excelente persona.

Debido al papel fundamental de D. Veremundo en el desarrollo de esta Institución, sus contribuciones y donaciones, su influencia en la ciudad de La Laguna y, algo en lo que muchos coinciden, su afabilidad y honradez con las que siempre condujo su vida, la RSEAPT ha querido realizar este sincero homenaje a su figura.

 

En La Laguna, 14 octubre de 2015.